¿DEJAS QUE TU VIDA SE VAYA VACÍA SIN HACER ALGO POR EVITARLO?

Religiones, espiritualidad, la vida después de la muerte, reencarnación, creencias, agnosticismo, filosofía, etc.
Responder
Francisco de Sales
Super colaborador
Super colaborador
Mensajes: 859
Registrado: Dom May 06, 2012 11:37 am

¿DEJAS QUE TU VIDA SE VAYA VACÍA SIN HACER ALGO POR EVITARLO?

Mensaje por Francisco de Sales » Mié May 12, 2021 2:54 am

¿DEJAS QUE TU VIDA SE VAYA VACÍA SIN HACER ALGO POR EVITARLO?


En mi opinión, responder de un modo afirmativo a esta pregunta debería crear una desazón muy frustrante a quien lo haga. Es desagradable y doloroso perder los pocos días de esta IRREPETIBLE e IRRECUPERABLE vida, pero lo es más si uno es consciente de su insatisfacción con el tipo de vida que está llevando y no hace algo por remediarlo.

Es cierto que hay cosas que son inevitables y otras que no dependen de nosotros, y que éstas también hay que afrontarlas y resolverlas, pero…el resto de cosas que pasan –y también bastantes de las que no pasan- en nuestra vida dependen de nosotros y son nuestra responsabilidad.

Cuando comencé a interesarme por los asuntos del Desarrollo Personal me encontró una frase que decía, más o menos, “aquello que no hiciste será de lo que más te arrepentirás”. Me impactó porque apareció en el momento en que yo estaba más inmerso en trabajar acerca de qué hacer para no llegar al Tiempo de los Arrepentimientos con muchas razones por las que hacerlo.

Quienes hayan leído otros artículos escritos por mí es posible que sepan que ya hace muchos años que empecé a ser consciente de mi “miedo” a mí mismo en una edad en la que ya no pudiera hacer casi nada, por las limitaciones propias de la edad o las circunstancias, y que me “temía” a mí mismo reprochándome durante todo el día todas aquellas cosas que pude hacer y no hice.

Me gusta recalcar que la vida es IRREPETIBLE y los momentos que pasan ya son IRRECUPERABLES –se VIVAN o no se vivan-, y lo digo a menudo tal vez para que no se me olvide nunca. Aunque soy muy consciente de ello, aunque paro varias veces al día y me digo “Soy yo y estoy aquí y ahora”, también es cierto que hay momentos en que me descubro desatento y sin ser consciente de la maravilla en la que estoy. En la que estamos.

Es cierto que también tiene que haber momentos que han de ser de evasión o de descanso, de buscar solamente el placer inmediato, de distraerse de todo, y momentos de no hacer, de estar tumbados, de estar desatentos a la vida, pero es conveniente que cuando “no se haga nada” uno sea consciente de que es “nada”, precisamente, lo que quiere hacer, o sea que se tenga permiso para “hacer nada” y de esa forma uno lo disfrutará sin un posterior cargo de conciencia.

Dejar que se vaya la vida vacía, sin VIVIRLA, y sin hacer algo por evitarlo, es una irresponsabilidad, una grave inconsciencia, algo imperdonable.

La vida solo requiere satisfacer las necesidades fisiológicas (respirar, hidratarse, alimentarse, descansar, protegerse y reproducirse), pero LA VIDA requiere atención, implicarse, afán de Desarrollo y Mejoramiento, consciencia, dedicación y Amor. Y si falta alguno de estos ingredientes lo que se viva será careciendo de alguno de los elementos básicos que convierten lo cotidiano en especial.

No VIVIR la VIDA es derrochar dolorosamente esta oportunidad milagrosa que nos ha sido concedida.

La VIDA COMPLETA no es solamente la vida feliz, no es conseguir los logros propuestos, no es tener una sensación superficial de éxito. La VIDA COMPLETA es aquella en la que uno logra armonizar sus conflictos, conciliar sus contradicciones y alcanzar una relación de paz consigo mismo.

Tal vez el Sentido de la Vida es uno mismo y su relación consigo, su evolución, seguir honradamente el Camino que le marca su conciencia, crear una persona de la que sentirse satisfecho, y tener un sentimiento claro de ser íntegro, humilde, y sencillo.

Cada uno decide qué quiere hacer con su vida, qué poner en ella, cuáles son sus principios, qué quiere y qué no quiere. Es una responsabilidad personal. Conviene no olvidar que es muy posible que en algún momento uno se pida cuentas a sí mismo de qué hizo con su vida y tal vez entonces sea demasiado tarde para remediarlo. Será el momento de comprobar desconsoladamente que la VIDA se quedó simplemente en vida y que tenía razón quien dijo que es IRREPETIBLE e IRRECUPERABLE, y entonces el Tiempo de los Arrepentimientos se hará cruelmente largo.

Te dejo con tus reflexiones…

Francisco de Sales

Si le ha gustado este artículo ayúdeme a difundirlo compartiéndolo. Gracias.
Francisco de Sales, es el creador de la web www.buscandome.es, para personas interesadas en la psicología, la espiritualidad, la vida mejorable, el Autoconocimiento y el Crecimiento Personal

Responder