ME IMPORTAS UNA MIERDA.

Religiones, espiritualidad, la vida después de la muerte, reencarnación, creencias, agnosticismo, filosofía, etc.
Responder
Francisco de Sales
Super colaborador
Super colaborador
Mensajes: 1099
Registrado: Dom May 06, 2012 11:37 am

ME IMPORTAS UNA MIERDA.

Mensaje por Francisco de Sales » Mié Nov 23, 2022 2:41 am

ME IMPORTAS UNA MIERDA.


En mi opinión, creo que todas las personas hemos dicho en más de una ocasión a lo largo de la vida lo mismo que dice el título. Como somos tan educados no lo decimos mirando a la cara al interlocutor y con todas las palabras, pero tenemos muchas otras formas de decirlo y hacer que el otro se dé cuenta con claridad -o no- de que nos importa una mierda.

Hay muchos modos de dejarlo claro. Por ejemplo… con la desatención cuando alguien nos está hablando y no le prestamos la escucha que requiere, o cuando menospreciamos a una persona de cualquiera de las múltiples maneras que se puede hacer, o cuando le maltratamos psicológicamente, o cuando le negamos la empatía y le humillamos desde una posición de aparente superioridad. Nuestra arrogancia y esa creencia de superioridad que nos atribuimos nos hacen mostrar el desprecio de una forma directa o encubierta en forma de desplante, de humillación y deshonor, de vacío. El desprecio se puede manifestar de mil maneras. Voltaire decía que “todo es soportable salvo el desprecio”.

“Me importas una mierda”, aunque se diga con otras palabras, hiere al otro y le desmoraliza; ataca directamente a su autoestima y le infravalora afectando negativamente a su propio autoconcepto. Su integridad psicológica puede quedar grave y dolorosamente afectada.

Simplemente la indiferencia ya es un menosprecio. El desdén duele. Los Seres Humanos tenemos la necesidad de sentirnos reconocidos por los demás y de sentirnos útiles o apreciados y saber que somos importantes para alguien, que alguien nos tiene en cuenta; es una forma de verificar que existimos: necesitamos ser nosotros mismos para nosotros mismos y ser alguien para los otros.

Ridiculizar, empequeñecer o invalidar a alguien es anularle de algún modo: es inutilizarle y aportarle vergüenza, sentimientos de culpa, debilidad y negatividad, estrés y ansiedad, o sea justo lo contrario de lo que todo Ser Humano necesita, que es empatía, reconocimiento, aprecio, un sitio en el mundo y su lugar en la vida.

Si en algún momento sientes que alguien te lo hace a ti, recuerda que puedes establecer límites infranqueables, alejarte de esa persona, apoyarte en quienes te quieren, proteger tu autoestima, ponerte a salvo de su mala intención, y buscar ayuda profesional si es necesario.

Cuídate, presérvate, mira por tu salud mental. Hazlo por tu dignidad. Hazlo por ti y para ti.

Respeta a los Seres Humanos, sean quienes sean, ocupen el lugar que ocupen, sean amigos o desconocidos. Y no digas a nadie “Me importas una mierda” de ninguna de las formas posibles. Vigila tu trato hacia los demás. Respeta. Respeta. Respeta.

Te dejo con tus reflexiones…

Francisco de Sales

Si le ha gustado este artículo ayúdeme a difundirlo compartiéndolo. Gracias.
Francisco de Sales, es el creador de la web www.buscandome.es, para personas interesadas en la psicología, la espiritualidad, la vida mejorable, el Autoconocimiento y el Crecimiento Personal

Responder