La paciencia de Apolo

Publicá aquí tus cuentos cortos de terror, suspenso, amor, ciencia ficción, realismo mágico... Los mejores serán elegidos para entrar en la sección de Literatura

Moderador: alegsa

Responder
Avatar de Usuario
David Gómez Salas
Super colaborador
Super colaborador
Mensajes: 654
Registrado: Mar Jul 08, 2008 11:23 am

La paciencia de Apolo

Mensaje por David Gómez Salas » Jue Oct 12, 2017 5:56 pm

La paciencia de Apolo. Autor David Gómez Salas
-
Hace muchos años Casandra prometió a Apolo acostarse con él si le concedía el don de la profecía, pero cuando recibió este don, no cumplió su promesa.
-
Enojado por haber sido engañado, Apolo maldijo a Casandra y en venganza escupió en su boca y de esta sucia manera le suprimió el don de la persuasión. — Le concedo la razón, por traición.
-
No le quitó el don de la profecía, porque Apolo siempre cumplía sus promesas aún cuando a él no le cumplieran. — En este caso hubiera hecho una excepción.
-
Apolo dejó a Casandra sin el don de la persuasión y así logró que nadie le creyera. — ¿Nada más?, que decepción.
-
Cien siglos después: Casandra habitaba en el cuerpo de mujer llamada Hilaria, esposa de un vaquero llamado Billy, presidente de un país poderoso. Un personaje talentoso.
-
Como Billy estaba muy ocupado gobernando, tenía poco tiempo para hacer el amor con su esposa (se fue enfriando). Casi no iba a su casa y hacía el amor en la oficina. Tenía algunas amantes, tituladas y pasantes.
-
Cuando Hilaria se enteró de los amores de Billy, quiso divorciase y llamó a su abogado para que iniciara una demanda que lo obligara a pedirle perdón, sin renunciar a la chamba.
-
Fue un litigio interesante, que iba ganando Hilaria hasta que el abogado de Billy solicitó y consiguió que Hilaria declarara en la última audiencia del juicio. Cuando ella declaró, nadie le creyó. Porque a través de Hilaria, Casandra habló.
-
Para el juez fue imposible creer que tan buen gobernante, fuera mal esposo, que no fuera cariñoso, no fuera fiel amante y que para mentir fuera grandioso. Así que pidió a Hilaria y a Billy que intentaran salvar su matrimonio. Buen juez, buen demonio.
-
Hilaria aceptó con la condición de que Billy le prometiera hacer el amor con ella, todos los días. Declaró que solo deseaba tener alegrías y que sabía que Billy era excelente en la cama. No hizo más drama.

Billy aceptó que así fuera. Con esta maniobra, logró que Casandra vieja promesa cumpliera. Vaya paciencia de Apolo, quien lo creyera.

Responder

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: Yahoo [Bot] y 1 invitado